LA VIRGEN DE LA PIEDAD Y SU COFRADÍA EN VILLADEMOR DE LA VEGA

A partir del S. XVI en las localidades por las que pasa el Camino de Santiago o cercanas al mismo aparecieron Las Cofradías que eran instituciones benéficas, las cuales tenían un templo, ermita o iglesia de la que tomaban el nombre.  La finalidad de las mismas es atender a los cofrades en vida y en la muerte, pero también asumen el ayudar a los pobres, a los enfermos y a los peregrinos que por una u otra razón se acercaban a los núcleos de población pequeños. Esta organización de los pueblos elegían a un mayordomo o abad que era el encargado de citar a las personas que la formaban a las novenas, festividades, atención a los pobres (recuérdese el palo o pan de los pobres), peregrinos (hospitalidad para pasar la noche y alimentación) transeúntes y por supuesto las misas por los fallecidos.
La Cofradía de la Virgen de la Piedad de Villademor de la Vega es una de tantas que existen en nuestra provincia con la particularidad de que hay referencias a una posible relación con el Camino de Santiago pues se sigue hablando de espacios relacionados con la ruta de peregrinación.  Así a un reguero que pasa por estos lugares se le llama “Reguero de Santiago” y antes de la concentración parcelaria había un camino de tierra con el nombre de “Camino de Santiago”.

Si la toponimia  citada nos dice que algo había, el patrimonio nos deja manifestaciones de una vía o ramal del Camino. La Iglesia de Villademorde la Vega  tiene una extraordinaria talla de Santiago con una cruz del Apóstol en la parte superior del retablo,  “Los Santos Hospitales” de los que se habla con atención a los Peregrinos, uno el de San Pedro(la parroquia está bajo la advocación de San Pedro) para hombres y el otro el de la Piedad para mujeres(ermita de la Piedad),  la antigua ermita de San Antonio Abad y los Antonianos con relación a los Peregrinos, y en Toral de los Guzmanes un Santiago Matamoros, hoy en el museo diocesano.
Como Asociación de Amigos del Camino de Santiago que investigamos, cuidamos los caminos y atendemos a los Peregrinos participamos el domingo día 7 de agosto en una pequeña peregrinación a la romería de la Virgen de la Piedad desde Castrofuerte, donde el pedáneo del pueblo, el Alcalde de Villademor(Carlos)  y el Abad de la Cofradía(Ángel) nos recibieron, hasta Villademor de la Vega pasando por Toral de los Guzmanes con un recorrido de 11,5 Km. Cincuenta y seis personas de la Asociación y veinte de los pueblos caminamos a partir de las 9:30 H y compartimos información sobre el Camino.
La primera parada  y muestra de Hospitalidad fue en Toral de los Guzmanes donde el Alcalde (Miguel Ángel) nos recibió, nos mostró el museo de los botijos, el museo etnográfico y alimento nuestro cuerpo con un copioso almuerzo regado con refrescos y vino para calmar la sed del Peregrino. Agradecimos la atención recibida y a la salida pudimos ver una sencilla exhibición de cetrería. ¡Gracias de nuevo!
Por caminos de tierra y entre maizales siempre continuó nuestro recorrido con un cielo amenazante pero con la protección del Apóstol y justo cuando veíamos la torre de la ermita de la Virgen de la Piedad y estábamos a 50 m de la misma, los elementos se desataron con viento, lluvia, truenos y relámpagos. 
La Hospitalidad de la Cofradía, que empezó en el comienzo de la ruta, y de las gentes del pueblo tuvo su explosión a partir de este momento: Lugar preferente en la ermita para los peregrinos con su traje, mención de agradecimiento por el párroco, vicario de la diócesis y mayordomo o abad de la Cofradía, la comida en la casa cultural, visita a las 100 bodegas de la Asociación de bodegas visitando dos de ellas y para terminar, la merienda con chocolate con churros y música para bailar todos juntos, peregrinos y vecinos del pueblo y de todo el contorno  que acudieron en grandísimo número a esta romería.
Despedida con abrazos, invitación para el próximo año y canción de despedida con el tema “Adiós con el corazón…”, cerró este día tan maravilloso de convivencia entre peregrinos y personas de Castofuerte, Toral de los Guzmanes y Villademor de la Vega por donde un ramal del Camino de Santiago pudo pasar allá en el S. XVI.
¡Buen Camino para todos!
Texto de Luis Gutiérrez Perrino y Fotos de JoseMari Martín